Amor bonito, amor real

Cuando se disfruta del amor duradero y bonito, se respira libertad y armonía en la relación. El respeto y la aceptación le otorgan a los que se aman la libertad de ser,  mientras se entregan en su completitud. Ambos disfrutan de ser quien son, sin el temor de ser juzgados. No hay máscaras para esconderse,  porque la verdad ha sido revelada y asumida.

No idealizo esta etapa del amor, ni mucho menos la presento como la perfección hecha romance. No es el paraíso, pero es un cielo construido entre dos, en el cual la felicidad es, definitivamente, posible.

En el transcurrir del tiempo, la pareja que se ama bonito aprende a ser cortés, a tolerar, a dar y recibir… a ser leal. Aprende a sobrellevar y resolver los conflictos, haciendo uso de lo que sabe del otro. ¡No es la ausencia de conflictos lo que hace la diferencia, es el cómo son manejados!

Los que aman bonito deciden quedarse aun cuando la tierra tiembla, aun cuando las ganas se agotan, aun cuando el cansancio los vence.

Aprender a sugerir en lugar de imponer, aprender a conversar en lugar de discutir, aprender a aceptar y a amar en lugar de juzgar y herir: es, felizmente, la ineludible tarea para los hemos decidido amar bonito.

Publicado por

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s